Sacacorchos

El descorche es uno de los pasos decisivos en el ritual del vino, y debemos guardar especial recelo tanto en la técnica como en los accesorios que utilizamos para evitar dañar el corcho y el contenido de la botella.

Tipos de sacacorchos

El sacacorchos es un accesorio vital e indispensable en la casa del amante del vino. Los diseños y la estética que les han incorporado redundan en infinidad de alternativas, pero lo más importante que debemos decidir al momento de elegir el modelo que vamos a comprar es la destreza que disponemos para maniobrar con estos objetos.

A continuación un listado de los mejores sacacorchos para comprar de acuerdo a la mecánica que emplean en la extracción:

Sacacorchos de 2 tiempos

El abridor de 2 tiempos es uno de los más populares del mercado, sencillo de utilizar, fácil de transportar por su tamaño. Suele ir acompañado de una cuchilla descapsuladora y es el abrebotellas de los camareros por excelencia.

Sacacorchos de alas

Es uno de los descorchadores más difundidos, el que está en todos los hogares. Es sencillo, efectivo y no requiere de aplicar tanta fuerza gracias a sus dos alas.

Sacacorchos de rosca

Resistentes y simples de utilizar, aunque requiere aplicar cierta fuerza. Poseen un mecanismo de manivela que sirve tanto para introducir la hélice como para retirarla y sacar el corcho.

Sacacorchos de palanca

Plegables, económicos y de gran demanda en los últimos tiempos. Consta de una palanca que se baja para extraer el corcho, previa introducción de la hélice.

Sacacorchos de laminas

El único tipo de descorchador que extrae el corcho sin dañarlo. Consta de dos finas láminas que se introducen entre las paredes de la botella y el corcho, para luego tirar hacia fuera con fuerza hasta que salga el tapón. Ideal para vinos con algunos años de añejamiento.

Sacacorchos electricos

El abridor de vinos eléctrico es ideal para aquellos que no se dan maña o no tienen suficiente fuerza de manos para operar un descorchador manual. Puede ser a pilas o batería, y basta con pulsar un botón para accionarlo

Sacacorchos de pared

Sacacorchos profesionales, mayormente utilizados en bares y restaurantes, pero también de uso hogareño. Son abridores de botellas de vino sencillos, prácticos, y optimizan el espacio una vez que le hallamos su lugar.

Sacacorchos en forma de T o hélice

Es el abrebotellas de vinos más antiguo y sencillo de todos, requiere de fuerza y destreza para no romper el corcho ni perder líquido en la extracción. Ha perdido terreno a manos de herramientas más modernas.

Sacacorchos de aire comprimido

Se introduce una aguja en el corcho, bombeando aire dentro de la botella con el mango hasta la extracción del corcho. El aire ingresado a la botella puede remover sedimentos del vino alterando sus propiedades, y por ello ha comenzado a dejar de utilizarse.

Cómo descorchar una botella de vino paso a paso

La siguiente es una guía sencilla para practicar el descorche manual de una botella de vino y evitar la rotura del corcho con el consiguiente efecto sobre el vino.

  1. Colocar la botella en forma vertical sobre una superficie firme y retirar con un descapsulador la cápsula que envuelve la botella, justo por debajo de su anillo
  2. Limpiar con un paño seco la boca de la botella y la parte visible del corcho, introducir el abridor de botellas, presionar levemente y hacerlo girar al mismo tiempo. Chequear que el descorchador no esté ingresando en diagonal ya que esto facilitará la rotura del corcho
  3. Retirar el corcho tirando de él en forma vertical, sin inclinar la botella ni hacer movimientos bruscos
  4. Si en la extracción del corcho quedaron restos del mismo sobre la superficie, limpiar el cuello de la botella con un paño seco

En Para el vino.online también tenemos: